lunes, 8 de junio de 2015

Edificios modernistas en la calle Juan Cantó de Alcoy



El estilo modernista nació en Bélgica a finales del siglo XIX, extendiéndose rápidamente por el resto de Europa central con diferentes denominaciones: Art Nouveau, Modern Style, Jugend-Stil, Liberty, Secessión, etc.

Este nuevo estilo supuso un estallido de creatividad y renovación. Con formas inspiradas en la naturaleza, el modernismo, innovador, moderno y algo transgresor se opuso al academicismo arquitectónico y al eclecticismo dominantes en la época.

En España se expandió rápidamente por Cataluña y Valencia, llegando a Alcoy de la mano de adinerados fabricantes de papel, textil e industriales metalúrgicos que poseían el suficiente poder económico para contratar a los arquitectos, constructores, escultores, tallistas, carpinteros, pintores, fundidores, vidrieros y todo un auténtico ejército de artesanos que hicieron posible la construcción de estos edificios.

Son numerosos los edificios modernistas que jalonan las calles de Alcoy. Haremos un repaso de todos ellos empezando por los emplazados en la calle Juan Cantó


Casa de Escaló.

Ubicada en el número 2 de la calle Juan Cantó, es obra del arquitecto Don Vicente Pascual Pastor por encargo del industrial Don Enrique García Peidro (Escaló) en 1906.


La decoración interior es exquisita, con pinturas en el zaguán y escaleras de estilo Art Nouveau. Posee una variada colección de mosaicos hidráulicos traídos desde Cataluña para los suelos de las habitaciones formando composiciones de dibujos artísticos extraordinarios, destacando también los acabados en madera de dichas habitaciones.

Dignas de destacar son las barandillas de las escaleras, fundidas en Alcoy por la firma Vulcano de los hermanos Rodes.


En la parte posterior posee un extenso jardín que llega hasta la zona de la Beniata, con numerosas especies vegetales.


En la actualidad, el edificio se utiliza como conservatorio de música.


Casa para la Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Alcoy

En la calle Juan Cantó numero 8 se alza este edificio construido en 1906 por el arquitecto Don Vicente Pascual Pastor por encargo de Don Enrique Vilaplana, presidente por aquel entonces de la institución.


La fachada es de estilo Art Nouveau, excepto la última planta construida con arcos trilobulados de estilo neogótico. Destacan la variedad de sillares (toba, tosca y arenisca) así como varios acabados pétreos (lisos, abujardados y almohadillados).

Las diferentes rejas fueron creadas en exclusiva para este edificio.


Casa Mataix

El mismo arquitecto que en las dos anteriores, Don Vicente Pascual Pastor, se encargó de realizar este edificio, sito en la calle Juan Cantó número 10, en el año 1907 por encargo de Don Desiderio Mataix.

Originariamente, la planta baja se dedicó a oficinas y almacén de tejidos y la superior al servicio doméstico. En los laterales tiene amplios patios para tener una buena ventilación y entrada de luz y en la parte posterior se extienden unos amplios jardines.

Posee un diseño modernista aunque más austero que los anteriores, destacando los sillares lisos para las pilastras, ménsulas y aleros, mientras el resto de la fachada son abujardados.


Las barandillas de los balcones son de forja, con adornos florales y numerosos latiguillos y la puerta de entrada es de hierro laminado con dibujos en relieve.


En el interior destacan las decorativas vidrieras y las magníficas obras de ebanistería en puertas, armarios y muebles. 


No hay comentarios: